miércoles, 17 de abril de 2013

Relato de un náufrago



Luis Alejandro Velasco se reunió en 1955 con el entonces periodista de “El espectador” de Bogotá, Gabriel García Márquez, para relatar la historia verídica (ya que había sido contada y deformada con anterioridad) de lo que sucedió entre el 28 de Febrero de 1955, fecha en que el destructor Caldas tuvo el accidente, y el 9 de Marzo de ese mismo año, fecha en que fue encontrado el náufrago en una playa cercana a San Juan de Uraba. Todo este tiempo estuvo a la deriva en una balsa sin comer ni beber en el mar del Caribe.
Este libro no es una novela escrita por Gabriel García Márquez, sino que es el relato periodístico del náufrago Luis Alejandro Velasco, publicado por el diario “El espectador” de Bogotá, donde Gabriel García Márquez trabajó en su juventud.
El relato comienza en Mobile (EEUU) donde el destructor de la marina colombiana esta siendo sometido a reparaciones. Una vez de vuelta a Colombia, a dos horas de Cartagena, ocho marineros cayeron al mar, y debido al exceso de carga no pudieron ser rescatados al ser imposible maniobrar. Ese exceso de carga estaba producido por llevar contrabando de neveras, cámaras fotográficas, radios… Algo ilegal que fue ocultado por el gobierno colombiano alegando que el accidente fue debido a una tormenta. El caso es que el único de los 8 marineros que cayeron al mar que pudo alcanzar la balsa fue Luis Alejandro Velasco, que vio como se ahogaban sus compañeros a menos de 2 metros de él.
A partir de este incidente, cuenta la historia de los diez días que pasó a la deriva en la balsa sin comer ni beber, hasta que llegó moribundo y exhausto a una playa cercana a Mulatos, una localidad de Colombia. Desde allí es acompañado por un séquito de cientos de personas hasta San Juan de Uraba, donde visita a un medico y es trasladado a Cartagena, donde su familia lo espera.
Una vez allí es convertido en un héroe nacional, y echo rico por la publicidad. Se publicaron multitud de relatos falsos ocultando la historia del contrabando y demás parafernalias inventadas por el gobierno de Colombia.
Tras la publicación del relato verídico en “El espectador”, las corruptas autoridades obligaron a Gabriel García Márquez a exiliarse, y Luis Alejandro Velasco pierde su carrera en la marina y toda la fama acumulada.
Tema
Un marinero cae al mar junto con otros siete compañeros.
Siendo el único superviviente, se enfrenta a estar diez días a la deriva sin comer ni beber.
Para descargar en PDF:

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada